Inicio Usted tiene derecho a saber Falacias del narcotraficante y mitómano Quirino

Falacias del narcotraficante y mitómano Quirino

712

Falacias del narcotraficante y mitómano Quirino

Quirino es un narcotraficante confeso y condenado, pero parece que también padece de mitomanía, ya que en las últimas semanas ha sido capaz de inventar unas historias propias de la ciencia ficción

                                                                                              ¿QUIÉN ES QUIRINO?:

Quirino Ernesto Paulino Castillo, es un narcotraficante responsable de enviar más de 33 toneladas de cocaína hacia los Estados Unidos. En 2004, Paulino Castillo fue detenido en la República Dominicana (RD) con un cargamento de 1,387 kilos de cocaína, en ese momento su fortuna personal se estimaría en más de US$7, 000,000.00 (Siete millones de dólares), los cuáles fueron incautados, según el cargo de lavado de activos que pendía contra su persona ante la Corte Distrital de los Estados Unidos para el Distrito Sur de Nueva York.

Quirino fue acusado de ser el líder de una organización internacional de narcotráfico con base en RD y cuyos suplidores eran los principales carteles de México, Colombia y otros países de la región.

Desde sus inicios, Quirino se dedicó al contrabando de mercancías, incluyendo drogas, a través de la frontera sur, según consta en una ficha criminológica que le hizo la Dirección Nacional de Control de Drogas (DNCD) el 19 de abril de 2001, con la recomendación de que fuera separado del Ejército Nacional, al cual pertenecía entonces.

El excapitán fue detenido el 21 de diciembre del 2004 y extraditado el 18 de febrero del 2005 a Nueva York mediante el decreto 103-05, del presidente Leonel Fernández acogiendo la sentencia de la Suprema Corte de Justicia (SCJ) que favoreció el pedido de extradición que había hecho el Presidente Fernández.

Quirino fue presentado por primera vez en el tribunal ante el juez Douglas F. Eaton y el caso pasó luego a la magistrada Kimba M. Wood, jefa del circuito judicial en el Distrito Sur el 22 de febrero del 2005, con el expediente marcado con la ficha 04cr.1353.

Quirino admitió ante la Fiscalía de New York haber exportado hacia Estados Unidos entre 1996 al 2004 aproximadamente 33 toneladas de cocaína y haber lavado millones de dólares provenientes del narcotráfico. El dato está contenido en el acuerdo que Paulino Castillo hizo con el procurador fiscal de Estados Unidos del Distrito Sur de New York, Michael J. García.

Quirino fue condenado a 20 años de prisión en Estados Unidos por los cargos de narcotráfico, que fueron comprobados y reconocidos por este narcotraficante. Sin embargo, Quirino arribó a un acuerdo con los fiscales de Estados Unidos para que le redujeran la condena a 10 años a cambio de denunciar a otros narcotraficantes asociados con él.

Quirino es un narcotraficante confeso y condenado, pero parece que también padece de mitomanía, ya que en las últimas semanas ha sido capaz de inventar unas historias propias de la ciencia ficción.

En estos cuentos narrados por Quirino se invierten los roles y el expresidente Leonel Fernández que le persiguió y deportó se convierte en su amigo, mientras que el expresidente Hipólito Mejía que le construyó pistas de aterrizaje, le reintegró a las filas militares y luego le ascendió hasta alcanzar el rango de capitán, le nombró jefe de su campaña reeleccionista en la provincia de Elías Piña, y con quien se reunía a menudo en Palacio, se convierte en un desconocido del que no habla.

En definitiva, además de ser narcotraficante confeso y condenado, Quirino en sus contradictorias declaraciones evidencia ser un mitómano o de lo contrario, pareciera que los años en prisión le han ocasionado desequilibrio mental por lo cual padece alucinaciones.

MENTIRAS DE QUIRINO:

Quirino mintió para tratar de confundir a las autoridades que le apresaron:

En el momento de su apresamiento Quirino mintió para tratar de confundir a las autoridades que le apresaron, alegó que se trataba de una confusión y que él no era narcotraficante. Sin embargo, la realidad es que «El Don», como le conocen en Elías Piña, fue apresado el 18 de diciembre de 2004 como parte de un operativo en el cual agentes de la Dirección Nacional de Control de Drogas y la Agencia Anti Drogas de los Estados Unidos (DEA) incautaron 1,387 kilogramos de cocaína, valoradas en más de 30 millones de dólares, procedentes desde Colombia, y donde se vieron involucrados el entonces teniente coronel Lidio Arturo Nin Terrero y Tirso Cuevas Nin, chofer que conducía el camión que transportaba la droga por una de las transitadas vías de Santo Domingo.

Ese domingo 18 de diciembre lo llamó Ernesto Bienvenido Guevara Díaz (Maconi), con voz de preocupación, informándole que «la rueda se está devolviendo». Esa era la explicación en clave de que el camión que protegía Nin Terrero había sido capturado en la Autopista Duarte, a la entrada de Los Alcarrizos y lo traían de regreso a la sede de la DNCD. Ese mismo día un vehículo con características similares a los usados por los organismos de seguridad lo venía siguiendo desde que entró a la capital, y antes de que pudiera terminar la conversación telefónica fue interceptado y apresado junto a su esposa, Belkis Elizabeth, quien le acompañaba.

Quirino fue extraditado a Estados Unidos en 2005, mediante el decreto 103-05, del expresidente Leonel Fernández, acogiendo la sentencia de la Suprema Corte de Justicia (SCJ) que favoreció el pedido de extradición que había hecho el mismo Fernández. La decisión fue adoptada por el tribunal, tras calificar como crimen de lesa humanidad el tráfico internacional de drogas y argumentar que «debe permitirse el enjuiciamiento y castigo de sus autores por los Estados víctimas de ese comportamiento delictivo», ya que la droga que manejaba se enviaba a los Estados Unidos.

Las declaraciones hechas por el Fiscal John O´Donnel y Les Owen, del Centro Penitenciario Metropolitano, en New York, el 24 de marzo 2005, en la Corte del Distrito Sur en Manhattan, justifican el estado especial de reclusión de Quirino, mencionan que «… su fortuna personal, la cual se estima en más de $1 billón de dólares, incluye propiedades como helicópteros, vehículos, hoteles. Tiene recursos muy vastos. Tenía una conexión directa con el pasado Presidente de la República Dominicana. En efecto, fue el pasado Presidente (Hipólito Mejía), según tengo entendido a partir de los reportes, quien reintegró al Sr. Castillo de nuevo a las filas militares, hacia su capitanía, aparentemente, para continuar su empresa de tráfico de drogas.»

Todas estas situaciones apuntan a que Quirino no era un empresario al servicio de su país, sino un narcotraficante al servicio de la droga, y la muerte. Además los cargos por los que le condenaron en Estados Unidos, no son propios de un honorable empresario, a saber:

Dos cargos de asociación ilícita para importar una sustancia controlada (cocaína), en violación a la Sección 963 del Título 21 del Código de los Estados Unidos.

• Un cargo de asociación ilícita para distribuir una sustancia controlada (cocaína), en violación a la Sección 846 del Título 21 del Código de los Estados Unidos.

• Un cargo de asociación ilícita para lavar ganancias derivadas del narcotráfico, en violación a la Sección 1956(h) del Título 18 del Código de los Estados Unidos.

• Un cargo de distribución de una sustancia controlada (cocaína) con intención de importarla a los Estados Unidos, en violación a la Sección 959 del Título 21 del Código de los Estados Unidos y la Sección 2 del Título 18 del Código de los Estados Unidos (ayudar e instigar el cometimiento de un delito).

• Una alegación de decomiso que busca obtener el decomiso de aproximadamente US$ 7,000,000 en ganancias derivadas del delito, de conformidad con lo previsto en la Sección 853 del Título 21 del Código de los Estados Unidos.

• Quirino miente al decir que financió tratamiento odontológico de Leonel Fernández en Miami y España

Quirino comentó en su primera entrevista en la Z101 el 12 de febrero de 2015, que financió el tratamiento odontológico de Leonel Fernández en Miami y España. Sin embargo, el odontólogo Dr. Roberto Berroa quien es desde hace más de 30 años el odontólogo del expresidente Leonel Fernández, en una entrevista posterior a las declaraciones del condenado y confeso capo, no solo negó estas afirmaciones ante el programa radial «El Gobierno de la Tarde», sino que además dijo que su paciente –refiriéndose a Leonel Fernández— nunca ha recibido tratamiento bucal fuera del país, salvo en una ocasión de emergencia, pero que no fue en Miami –como señaló Quirino— sino en Nueva York. Y que además, fue atendido en compañía suya, por su primo, el Dr. Tony Espaillat.

Igualmente, el Dr. Roberto Berroa, quien tiene varias especialidades en la rama de la odontología, dice que si el Dr. Fernández hubiese recibido tratamiento odontológico con cualquier otro médico, este inmediatamente lo hubiese notado.

• Quirino miente cuando dice que compró y transportó en grúa una planta eléctrica de 600 kilos valorada en 7 millones de pesos para FUNGLODE

Quirino afirmó haber comprado una planta eléctrica para FUNGLODE. La misma, según éste específica, era una planta de 600 KW valorada en 7 millones de pesos, la cual él dice, compró y pagó la transportación en grúa hasta su lugar de destino.

Sin embargo, estas afirmaciones son falsas, aparte de que Quirino no ha mostrado ninguna evidencia que respalde estas declaraciones (no ha mostrado facturas u otros documentos que avalen sus palabras), durante la época en la que Quirino estaba en el país, FUNGLODE adquirió dos plantas eléctricas, pero ninguna de esas fueron donadas por Quirino, ni se corresponden con las características que este menciona.

Las dos plantas adquiridas por FUNGLODE son de 500 KW y 250 KW, la primera costó 1.1 millones de pesos y la otra, 654 mil pesos. Como se puede apreciar ninguna de estas plantas se corresponde con el monto dicho por Quirino (7 millones de pesos), ni con las características (600KW). Además, estas plantas le fueron donadas a FUNGLODE por reconocidos empresarios dominicanos vinculados a sectores formales y legales de la economía nacional como consta en certificados y facturas en posesión de Funglode.

• Quirino miente al mencionar que entregó dinero a Leonel en presencia del deportista Juan Marichal

El confeso narcotraficante dijo en su primera entrevista en la Z101 que le había entregado dinero a Leonel Fernández en maletines y que el ex pelotero de grandes ligas y miembro del Salón de la Fama de Cooperstown Juan Marichal fue testigo de la entrega de uno de esos «maletines de dinero». No obstante, el mismo Marichal, a través de un video titulado «Juan Marichal responde a Quirino» responde declarando lo siguiente: «Yo le aseguro a usted, y a todo el que está escuchando mis declaraciones, que nunca, nunca, he visto a ese señor, ni a nadie, entregarle un maletín al expresidente Leonel Fernández Reyna», indicó Marichal quien aparece en un video colgado en Youtube.

• Quirino miente cuando dice que no tuvo vínculos con el gobierno de Hipólito Mejía:

a) Quirino como jefe de campaña de Hipólito Mejía

Sergio Grullón juramentó en marzo de 2004 al narcotraficante Quirino Ernesto Paulino Castillo 

Quirino se muestra como una persona que no tiene ningún tipo de vínculos con el expresidente Hipólito Mejía. Sin embargo, su juramentación como jefe provincial de la campaña de reelección de Hipólito, el hecho de que Hipólito lo haya reintegrado a las Fuerzas Armadas, lo dudoso de su irregular ascenso a capitán del Ejército Nacional el 15 de agosto de 2004, sugieren la existencia de vínculos entre la administración de Mejía y el referido narcotraficante.

Igualmente, despierta curiosidad que en sus declaraciones, Quirino se muestra evasivo y contradictorio ante las preguntas que cuestionan sus vínculos con Hipólito.
Por ejemplo, cuando fue cuestionado, en un programa radial, acerca del hecho de que él había sido juramentado públicamente como jefe provincial de la campaña de la reelección de Hipólito en el 2004 dijo lo siguiente:

«Entonces cuando yo me siento ahí de repente y para no hacerle pasar una vergüenza al señor Sergio Grullón, en su conversatorio me pide que pase a ser el padrino allá de la política en mi pueblo, y el ve que el pueblo me está pidiendo que apoye a mi gente, bueno es algo que no me puedo echar para tras, y nadie sabía que soy militar, era secreto de Estado, ningún militar puede salir en actos políticos, lo hacen pero lo hacen discretamente, la Constitución la prohíbe allá»

«Él me está pidiendo que yo sea el padrino de la política allá, yo por no hacerlo quedar mal, levante la mano, ese fue el gran error de mi vida de yo aceptar ese vínculo con la política, te lo digo, ahí no hay nada, yo no soy amigo de Hipólito, tan así que se diga, Hipólito me invitó a inaugurar un acueducto, me invitó al Palacio a una cena, y fue una vez a mi pueblo en campaña, y el general Sierra Pérez, lo llevó a mi casa, Sierra y yo somos como hermanos, y él fue que me pidió guárdale desayuno al Presidente que lo voy a llevar a tu casa, mi esposa se encargó de eso..»

En estas declaraciones, Quirino dice que aceptó ser jefe provincial de la campaña de reelección de Hipólito, en un acto realizado en un local de su propiedad, por pura cortesía ante un hombre que supuestamente no conocía. Sin embargo, diversas imágenes y videos muestran a un Quirino muy activo en su rol de jefe de campaña por ende esta se trata de otra situación en la que Quirino evidencia su mitomanía confundiendo la verdad con la ficción.

b) Quirino y su carrera militar en el gobierno de Hipólito Mejía

Otra situación que suscita suspicacia es el análisis de la carrera militar de Quirino, ya que tal y como dice el periodista César Medina:
«Quirino ingresó a la guardia como raso, en 1995, casi terminando el segundo gobierno de Balaguer. En el primer gobierno de Leonel Fernández fue dado de baja, pero se reenganchó como segundo teniente en el gobierno de Mejía, en el año 2000…Escaló dos rangos de forma meteórica, y en 2004, cuando Fernández retornó al poder, Quirino era capitán a pesar de que en dos ocasiones el entonces secretario de las Fuerzas Armadas, José Miguel Soto Jiménez, solicitó al Ejecutivo la cancelación de su nombramiento.»

Ante la pregunta de si fue reintegrado al Ejército en el gobierno de Hipólito Mejía, Paulino Castillo respondió lo siguiente: «No señor, no jamás, ese es un tema queeee… le pido por favor, eso es algo confidencial mío, eso está ahí, que lo busquen en los archivos de allá… Yo no fui militar en el gobierno de Hipólito Mejía».

En enero del año 2004, el entonces secretario de las Fuerzas Armadas, teniente general José Miguel Soto Jiménez, solicita su cancelación como militar mediante carta que entrega personalmente al expresidente Mejía, por sospecha de estar en negocios ilícitos y debido a que no puede explicar el origen de su fortuna.

Testificó Soto Jiménez, bajo juramento a un tribunal, que Mejía le respondió lo siguiente cuando pidió cancelarlo: «Eso es una cosa que corresponde a la DNCD y al DNI, yo voy a profundizar las investigaciones y ustedes se quedan hasta ahí». Una orden de esa naturaleza, del comandante en jefe de las Fuerzas Armadas, no podía ser desacatada. El 28 de mayo de ese mismo año, cuatro meses después, Mejía asistía a un desayuno a la casa de Quirino.

El 15 de agosto, un día antes de dejar la Presidencia, Mejía lo asciende de primer teniente a Capitán. Sin embargo, en una entrevista que el expresidente proporcionó a Alicia Ortega, cuando se le preguntó si el narcotraficante fue militar en su gobierno, Mejía dijo que Quirino «era militar de oídas… él había sido militar antes. Fue una condescendencia de alguien».

c) Quirino y la construcción de la pista de aterrizaje

Marino Vinicio Castillo, ha declarado recientemente a la prensa que las pruebas vinculan a Quirino con Hipólito, ya que: «Lo que hizo–Mejía– posteriormente fue nombrarlo jefe de campaña de su reelección y hacerle una pista de aterrizaje en las inmediaciones de la finca del narco en Elías Piña, previo decreto de expropiación de tierra de particulares». Relató que el expresidente por el PRD, ahora dirigente y precandidato presidencial por el Partido Revolucionario Moderno (PRM), desayunaba en la casa de Quirino; el helicóptero del capo estaba parqueado al lado del suyo en San Isidro, piloteado por un mayor de la Fuerza Aérea Dominicana».
Sin embargo, a pesar de estos hechos, Quirino declara tajantemente que «ahí no hay nada, yo no soy amigo de Hipólito, tan así que se diga».

Y declaró que: «… quien se inventó hacer esa pista fue Virgilio Sierra, Virgilio es mi hermano, él y yo nos criamos juntos, … como él era el que estaba encargado de la jefatura de la FAD, él decide hacer la pista aérea, es bueno así si se busca a alguien en una ambulancia del pueblo, bien también para cuidar los aviones porque en Elías Piña, no entran los huracanes, pero quiero que tú me ayudes, yo le digo si está bien, que tú quieres, mándeme blocks, mándame cemento, necesito que me prestes tus vehículos, pero fue todo, no hubo ni de su parte ni de la mía algún otro interés».

Quirino dice que el exministro de las Fuerzas Armadas, Soto Jiménez, era pariente de dos exoficiales, pero Soto Jiménez llamó al Gobierno de la Mañana para desmentir que sea pariente de los dos exoficiales mencionados por Quirino: Soto Jiménez aclara que Alexander Soto Hatton y Roberto Jiménez Sánchez fueron sus subalternos y no familiares.

En definitiva, el caso de Quirino tiene varias cosas insólitas y una de esta es que resulta curioso que Quirino fuera jefe de campaña de un partido político (PRD- Hipólito) y en realidad su compromiso y aportes de fondo hayan sido al partido contrario, PLD, y al candidato contrario (Leonel Fernández).

• Quirino miente al decir que tiene una relación estrecha con Leonel Fernández.

Dentro de las declaraciones dadas por el narcotraficante, asegura que mantenía una relación estrecha con el ex presidente Leonel Fernández, manifestando que: «No señor eso no es así, Leonel y yo somos o fuimos buenos amigos, de confianza, óigame una confianza que se extrañó y se extrañó, por mucho tiempo en esos cuatro años que yo dure allá, cuando yo duraba días que no le estrechaba mi mano, ya él me llamaba, me buscaba y no era yo que iba».

Sin embargo, no existe ninguna prueba de que pudiese existir algún tipo de relación formal, entre el expresidente y Quirino. Tampoco ha presentado una sola prueba que lo corrobore, no hay imágenes, fílmicas, videos, documentos que sustenten esa mentira. Además, en ningún momento del proceso, tanto en el país, como en los Estados Unidos, Quirino declaró el haber tenido esa relación, y tanto los fiscales allá como los de aquí no presentaron evidencias de esa relación, todo lo contrario, cuando mencionaban los vínculos existentes entre Quirino con la política, el nombre que mencionaban era el del expresidente Hipólito Mejía.

Lo que sí es cierto y las pruebas están a la vista es que Leonel fue quien deportó al narcotraficante y que la mayoría de las fotos donde aparece Quirino son aquellas donde aparecen el expresidente Hipólito Mejía y algunos de sus más cercanos colaboradores.

LEONEL Y EL COMBATE AL NARCOTRÁFICO

Las estructuras del narcotráfico y lavado de activos local y transnacional fueron implacablemente abatidas durante los gobiernos de Leonel Fernández con la captura, desmantelamiento y extradición de destacados capos de la droga y grupos del crimen organizado. Tal es el caso de José David Figueroa Agosto y su asociación de malhechores, Toño Leña, Rolando Florián Félix y el cartel del Sur, diversas estructuras de «sicariato» vinculadas con el «caso Paya», el cartel del Cibao, Quirino Ernesto Paulino, entre otros.

A pesar de que el narcotráfico ha sabido infiltrarse en las filas de los cuerpos castrenses y en el Ministerio Público, el combate contra estas estructuras criminales –ha sido frontal y contundente, a pesar de contar con recursos limitados. Muestra de ello es que la incautación de cargamentos de sustancias ilícitas superó cifras récord en los últimos ocho años de gestión del Dr. Leonel Fernández.

Mientras en el gobierno del PRD algunos narcotraficantes eran protegidos, listándolos en las filas militares, concediéndoles ascensos de rango y construyéndoles pistas de aterrizaje, los gobiernos de Leonel Fernández fueron solícitos y proactivos en la adquisición de aviones de vigilancia para contrarrestar la cuasi-deportiva actividad aérea que tuvo lugar de forma descarada durante el gobierno de Hipólito Mejía, y que gracias a la acción de vigilancia con los Súpertucanos, hubo una reducción de un 90% en la cantidad de vuelos sospechosos de traficar drogas y sustancias ilícitas.

De hecho, los logros en el combate contra el narcotráfico tuvieron tal impacto durante los mandatos de Leonel Fernández, que el informe Control de Narcóticos de los Estados Unidos, en su Volumen I, publicado en Marzo del 2012 reconoce los logros de la República Dominicana en este aspecto. De estos reconocimientos al país se pueden citar los siguientes: «los esfuerzos de la Republica Dominicana han dado lugar a un aumento en la cantidad de estupefacientes incautados en comparación con el año 2010».

Durante ese año, las autoridades dominicanas lograron incautar 6.7 toneladas métricas de cocaína, 42 kilos de heroína, 845 kilos de marihuana y 5,551 tabletas de éxtasis Adicional a esto, el Comando Sur de las Fuerzas Armadas Norteamericanas, elogió y felicitó la efectividad de la política de protección aérea de la Republica Dominicana en la lucha contra el narcotráfico.

En este mismo sentido, el Procurador General de los Estados Unidos, Eric Holder, en una visita a la República Dominicana el 14 de noviembre del 2011, se refirió a los invaluables esfuerzos de las autoridades dominicanas en la lucha contra el narcotráfico y elogió la manera en cómo se ha trabajado en colaboración con el gobierno norteamericano en estos términos. Eric Holder se refirió al tema citando lo siguiente:

«Hoy, Estados Unidos y República Dominicana están trabajando juntos como nunca antes, investigando y llevando ante la justicia a los crímenes transnacionales. Cada persona en este salón puede sentirse orgullosa de que los lazos existentes entre el Departamento de Justicia y la Oficina del Procurador General de la Ley y el Orden, nunca han sido tan sólidos como lo son hoy. Desde ya los lazos establecidos han llevado a República Dominicana a ser el cuarto país en el mundo en cuanto a la extradición de extranjeros hacia los EE.UU. Todos mis colegas en todos los niveles de nuestro Departamento de Justicia, están comprometidos conjuntamente con el Presidente Fernández, ante los miembros del gobierno dominicano y los ciudadanos de este país con el fortalecimiento de nuestros intereses comunes y debe trabajar para garantizar la seguridad de nuestros ciudadanos. Así que saludamos los pasos que ya ustedes están dando para enfrentar estos difíciles retos. Quiero asegurarles que el Departamento de Justicia de los Estados Unidos está listo para apoyarles en cualquier manera posible, pese a la gravedad de los retos y las dificultades que muchos de nosotros tenemos que enfrentar a diario. Al ver aquí esta noche este grupo de líderes, aliados y amigos, me siento más seguro que nunca que podemos triunfar fortaleciendo nuestro solido record de cooperación. Me entusiasma comprometer mis mejores esfuerzos, así como el sólido apoyo del presidente Obama y de nuestros colegas en el gobierno de los Estados Unidos. Una vez más, quiero agradecer a su excelencia por recibirnos esta noche, y por el liderazgo y compromiso que usted el aporta al trabajo que compartimos. Los Estados Unidos se sienten muy agradecidos con su apoyo como socio, y espero ver todos los resultados que lograremos juntos en los días críticos que tenemos por delante».

Como se evidencia en estos reconocimientos que recibió el gobierno de Leonel Fernández, el narcotráfico tiene razones para sentirse molesto, ya que este se convirtió en el Presidente que históricamente más ha combatido este flagelo, a tal grado que tal y como le reconoció el procurador Holder, este convirtió a nuestro país en el 4to país que más narcotraficantes extraditó a Estados Unidos.

Artículo anterior¿Cómo se expandió la chikungunya en América Latina?
Artículo siguienteCondenan a Pharrell Williams y Robin Thicke por copiar a Marvin Gaye
Tu Derecho a Saber la plataforma de información interactiva.